Archivo Mensual: enero 2013

Surface Pro, segun los expertos será un fracaso

En el tiempo que Microsoft presentó el Windows 8,, sus propósitos eran ambiciosos: un solo sistema operativo, tanto para ordenador como para tablet. En el momento que dio a conocer la Surface, elevó la apuesta: un sólo instrumento prometía experiencias de laptop y de tablet. Sin concesiones. Eso no funcionó. Jamás funcionará
La Surface RT es una muy potente (si no es que harto genial) pieza de hardware con algunas de las ideas de diseño más reformadoras que pudimos ver en 2012. Sin embargo, no era una laptop pura junto con una tablet pura en una única sección de hardware.

A primera vista, no hay nada radicalmente exclusivo en la Surface Pro en relación a su menos cara y más acotada contraparte, la Surface RT. Por debajo de la visera, su pantalla de 1080 pixeles es más definida, y su procesador Intel Core i5 hace que todo sea más diligente y natural. Ejecuta utilidades heredadas de Windows e incluye un lápiz óptico bastante sensible a la presión, una extravagancia para los artilugios con pantalla táctil.

En el Consumer Electronics Show (CES) de enero, Microsoft me mostró la más robusta Surface Pro, que llegará a las tiendas en febrero.

Mientras que la Surface RT es una tablet que puede hacer algunas tareas de laptop, la Surface Pro es una laptop que puede hacer algunas utilidades de tablet. Si esto no mata la percepción primera de fusión de Microsoft, realmente sí es una castración.

Esas innovaciones, no obstante, tienen un precio, y no estoy hablando de su coste. La Surface Pro tiene un espesor de más de 13. centímetros y un peso de 900 gramos. Eso está bien para una laptop. Para una tablet, ronda en lo corpulento. Asimismo es bastante posible que su aprovechamiento de batería se rezague frente al de otras tablets.

También apela a una fidelidad superior. El mítico artilugio de computación híbrido que todos imaginamos podría no llegar a existir jamás porque es perfectamente eso: un cuento